Una conversación con Charlie Munger

Posted by on Oct 26, 2015 in Pensamiento | 6 comments

Una conversación con Charlie Munger

Desde que empecé a interesarme a fondo por la inversión y a aprender las cosas que no aparecen en las hojas color salmón del periódico, siempre me ha gustado Charlie Munger. Cuando lo descubrí, me sorprendió lo poco conocido que era fuera del mundillo del value investing. Todo el mundo conoce a Warren Buffett, hasta el que no tiene ni idea de qué es la bolsa. Sin embargo, hay inversores que no han oído hablar de Munger en su vida. Eso sí, por suerte, cada vez son menos.

Por mi parte, cuanto más conozco a Charlie Munger, más me gusta, y más ganas tengo de leer sobre él. Creo que se nota en mis últimos artículos. Por eso, hoy vamos a ver un artículo del Wall Street Journal, traducido por mí, en el que Jason Zweig entrevista a Charlie Munger. Puedes leer la entrevista completa y en inglés pinchando aquí:

Conversando con Charlie Munger

Sobre cómo le influyó Warren Buffett:

 

Warren me convenció de dejar la abogacia, y eso influyó mucho en mí. En ese momento yo ya estaba pensando en dedicarme a la inversión a tiempo completo, y Warren me dijo que encajaba mucho mejor en la inversión que en lo otro. Y tenía razón. Lo hice por mí mismo, pero él me dio un empujón. He de decir que no es nada fácil trabajar muy duro durante muchos años para crearse una carrera importante, y después destruir tu carrera a proposito. Esto habría sido mucho más difícil de hacer sin la influencia de Warren.

 

No fue un error el cambio -risas-. Funcionó realmente bien, tanto para nosotros, como para otra mucha gente -los inversores de Berkshire.

 

Sobre Benjamin Graham, el gran inversor que fue mentor de Warren Buffett:

 

Yo no amo tanto a Ben Graham y sus ideas como Warren. Tienes que entender que las ideas de Graham cambiaron la vida de Warren -que descubrió a Graham muy joven, y que trabajó para él- y que se pasó gran parte de su juventud adorándole. Pero tengo que decir que Ben Graham tenía mucho que aprender como inversor. Sus ideas sobre cómo valorar compañías estaban totalmente influenciadas por el Gran Crack, y la Depresión de poco le destruye, así que tenía algo de miedo sobre lo que pudiera hacer el mercado. Todo esto le dejo como secuela pasar miedo el resto de su vida, y sus métodos de inversión estaban diseñados para evitarlo.

 

Creo que Ben Graham no era tan buen inversor como es Warren Buffett, o incluso tan bueno como yo. Comprar esas acciones colilla era una trampa y un engaño, y no funcionaría con la cantidad de dinero que tenemos. Es algo que no puedes hacer con miles de millones, o incluso con millones de dólares. Aun así, era un gran escritor, muy buen profesor, y un hombre brillante, uno de los pocos intelectuales -probablemente el único- en el mundo de la inversión por entonces.

 

Sobre compañías socias de Bekshire, como 3G Capital, que adquieren grandes compañías y las reestructuran:

 

Soy muy sensible con el asunto de recortar costes, que suele significar que mucha gente pierda su trabajo. La gente rica termina siendo más rica, y mucha gente termina siendo despedida. Aun así, creo que no hacemos un favor al mundo empleando a más gente de la que necesita una compañía para funcionar de forma eficiente. A grandes rasgos, hacemos avanzar a la civilización cuando las compañías funcionan mejor.

 

Sobre lo que él y Buffett llaman “el círculo de confianza”:

funambulista bolsa

Confucio dijo que el verdadero conocimiento es saber el alcance de la ignorancia de uno. Aristóteles y Sócrates dijeron lo mismo. ¿Es algo que se puede eneseñar o aprender? Probablemente sí, si te estás jugando mucho. Mucha gente es extraordinariamente buena sabiendo los límites de su conocimiento, porque necesitan saberlo. Piensa en alguien que ha sido funambulista durante 20 años, y ha sobrevivido. No podría sobrevivir 20 años como funambulista, salvo que supiera exáctamente lo que sabe y lo que no. Ha trabajado tanto en conocer sus límites que, si se equivoca, no sobrevive. Por tanto, los supervivientes, conocen sus límites.

 

Saber qué es lo que no sabes es mucho más útil que ser alguien brilltante.

 

Sobre lo innovador que ha sido Berkshire Hathaway:

 

No hay mucha historia sobre cómo dirigimos Berkshire. Todo va sobre lo que [el amigo de Munger] Peter [Kaufman] llama “explotar las simplicidades no reconocidas”. Nos hemos elegido los unos a los otros [Buffett, Munger, los accionistas, y las compañías adquiridas]. Somos una comunidad de gente que piensa parecido, y que hace que la mayoría de las decisiones sean pan comido. Warren y yo no somos prodigios. No podemos jugar al ajedrez a ciegas o dar un concierto de piano, pero los resultados sí son prodigiosos, porque tenemos una ventaja en nuestro temperamento, que compensa nuestra falta de puntos en lo que se refiere al conciente intelectual.

 

Aunque nadie tiene un ratio de cero en lo que a malas noticias reportadas demasiado tarde se refiere, este rario en Berkshire es muy bajo. A Warren le gusta decir “cuéntanos únicamente las malas noticias, las buenas pueden esperar”. Así que la gente confía en nosotros, y esto ayuda a prevenir errores que pueden convertirse en desastres. Cuando no estás dirigiendo para conseguir buenos resultados trimestrales, sino que diriges pensanso únicamente en el largo plazo, no te importa una mierda cómo sean los beneficios del próximo trimestre.

 

Sobre cómo pusieron decenas de millones en acciones de bancos en marzo de 2009:

 

Lo único que hicimos fue poner dinero, tampoco hay mucha historia ahí. Fue una oportunidad única en 40 años. Tienes que encontrar el punto medio entre tener las agallas y el conocimiento necesarios. Mucha capacidad sin agallas no es bueno. Y si no conoces tu círculo de competencia, demasiadas agallas te matarán. Pero cuanto mejor conoces el límite de tus conocimientos, más valioso es tener agallas. Para la mayoría de los gestores de dinero, si tienes unos ingresos de 400.000 o 1.000.000 de dólares, o lo que sea, lo último que quieres es preocuparte por tener agallas. Lo que te preocupa es sobrevivir, y la mejor forma de sobrevivir es no hacer nada que te haga destacar.

 

Sobre la absurdez de gran parte de la industria de la gestión de dinero:

 

En el año 2000, los fondos de venture-capital levantaron cien mil millones de dólares para startups de internet, ¡cien mil millones! Lo habrían hecho mejor si, al menos, de ese dinero hubieran cogido cincuenta mi millones, y los hubieran quemado en una hoguera. Éste es el tipo de locura que se produce cuando los gestores viven de las comisiones. Todo el mundo quiere ser gestor de inversiones, así que tratan de conseguir el máximo dinero posible, hacen trading como locos los unos con los otros, y ya pueden poner las comisiones a tope. Conozco a un tipo que es extremadamente listo y un inversor muy capaz. Le pregunté “¿qué rentabilidad le dices a tus clientes que les vas a conseguir?”. Él contestó, “un 20%”. No me lo podía creer, porque él mismo sabe que es imposible. Sin embargo, luego me dijo “Charlie, si les dijera una cifra más baja, no me darían dinero para invertir”. El negocio de la inversión está loco.

 

Sobre el trading de alta frecuncia de derivados y acciones por parte de instituciones y particulares:

 

Es como una masacre de inocentes. Hace que la gente que dirige Las Vegas parezcan buenas personas.

Conclusión:

Me suele gustar comentar los artículos y las ideas de los grandes inversores pero, ¿qué puedo comentar yo de las ideas de Charlie Munger? No hay mucho que pueda añadir yo, así que, te dejo la opción de leer otros artículos sobre Charlie Munger pinchando aquí.

Si te ha gustado este artículo puedes hacer click en los iconos de redes sociales de abajo, dejar un comentario, o poner un enlace a este artículo desde otras webs.

6 Comments

  1. Muy buenas reflexiones, gracias por compartirlas! Terrorífico el ejemplo final del gestor de fondos…

    Un saludo!

    • Lo del gestor es bastante triste, pero me temo que es cierto.

      Saludos.

  2. Me encanta Charlie, siempre intento buscar alguna reflexión suya desde hace bastante tiempo, entrevistas, artículos…y nunca me cansó. Una suerte que los traigas al blog, no me importaría una entrada o dos al mes sobre este genio tanto o más que Buffett. Una vez más enhorabuena por tu trabajo en el blog.

    Un saludo.

    • Gracias Antonio.

      Me temo que te voy a dar el gusto de publicar bastante sobre Munger, porque me pasa como a tí, no me canso de leerlo.

      Saludos.

  3. Hola LancasterGate,

    Gran post! Genio y figura el amigo Munger,si señor. Lo del comentario sobre Graham casi parece un sacrilegio para los amantes del value,sin embargo el propio Benjamin en las últimas entrevistas que le hicieron e los 70s reconoció que el buscar colillas o net-nets,aún siendo buena,no era ya la mejor forma de inversión.

    Salu2 Cordiales

    • Hola Josep.

      Así es Munger, un crack que sabe que lo es y, claro, a veces se siente superior a otros. Relacionado con esto, en la última carta a los accionistas Buffett contó lo que le dice Munger cuando no están de acuerdo, y me hizo mucha gracias, es algo así como: “Warren piénsalo otra vez y me darás la razón, porque eres muy inteligente, y sabes que estoy en lo cierto”.

      Saludos.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *