Las 3 cosas que Warren Buffett busca en una persona

Posted by on Mar 16, 2015 in Análisis fundamental | 0 comments

Las 3 cosas que Warren Buffett busca en una persona

Warren Buffett y Charlie Munger no sólo son buenos inversores. También son buenas personas con un nivel cultural impresionante. De hecho, seguramente esto les haya ayudado también a ser mejores inversores.

Para invertir bien en Bolsa no sólo es importante saber de números, tener un nivel alto de contabilidad o cosas similares. No cabe duda de que esto es importante y que también suma, pero también suma mucho otras cosas menos relacionadas con el mundo de la inversión. 

En el artículo de hoy vamos a ver las cualidades que busca Warren Buffett en una persona. El artículo es un traducción de este artículo de Farnam Street, y está basado en gran parte en un vídeo de Warren Buffett dando una charla a unos estudiantes. Ya vimos el vídeo en un artículo anterior, pero como es un vídeo muy largo, creo que merece la pena pararse en las mejores ideas de que da Buffett a lo largo de la charla. 

3 cualidades que Warren Buffett busca en una persona

Muchos estudiantes van a ver a Warren Buffett a menudo, y cuando van, Warren hace un pequeño juego con ellos. Les pide a los estudiantes que elijan a un compañero de clase. No un compañero cualquiera, sino un compañero del que quisieran recibir el 10% de sus beneficios el resto de su vida. ¿Qué compañero elegirías y por qué? “¿Elegirías al que tiene el cociente intelectual más alto?” pregunta Buffett. “¿Elegirías al que puede lanzar el balón más lejos de una patada? ¿Al que tiene las mejores notas? ¿Qué cualidades harían que eligieras a alguien?” Y entonces cambia el juego. ¿Quién crees que tiene menos probabilidades de tener éxito? ¿Por qué?

 

Pide a los estudiantes coger una hoja de papel y hacer una lista de atributos positivos en la columna de la izquierda, y de negativos en la derecha. Inevitablemente, las cualidades más útiles no tienen nada que ver con el cociente intelectual, las notas, o las relaciones que tenga la familia de la persona. La gente elige basándose en la generosidad, amabilidad e integridad.

 

Después, pregunta a los estudiantes que capacidades son incapaces de tener, y cuales son incapaces de evitar. 

 

“Para Buffett, la respuesta es ninguna”. escribe Michael Eisner en  Working Together: Why Great Partnerships Succeed, “Tener estas cualidades es una decisión propia. La gente puede decidir si ser generoso o no, puede decidir si tratar llevarse los méritos por algo que no ha hecho, o no, decidir si son envidiosos o no”.

warren buffett inversor cualidades

En el fondo es bastante sencillo. Se trata de desarrollar las cualidades de la columna de la izquierda y dejar de hacer las de la derecha. 

 

“Por lo general, buscas tres cosas en una persona” dice Buffett. “Inteligencia, energía e integridad. Si no tienen la última, ni siquiera te molestes con las dos primeras. Yo les suelo decir a los estudiantes: “todo el mundo aquí tiene inteligencia y energía, de lo contrario, no estaríais aquí. Pero la integridad depende de vosotros. No naces con ella, no la aprendes en el colegio”.

 

Buffett y Munger fueron afortunados. Los dos eran inteligentes, y trabajaron para mejorar esa cualidad. Sin embargo, ser íntegros fue algo que eligieron ellos. 

 

“Tú decides ser deshoneto, mezquino, tacaño, egoista y todas las cosas que a la gente no le gusta de los demás” explica Buffett. “Todas ellas son elecciones propias.”

Conclusión:

Ahora que hemos visto las cualidades que busca Buffett en una persona, vamos a resolver el enigma de a quién elegirías para llevarte el 10% de sus beneficios. Me sorprende que en el artículo de Farnam Street no se mencione, pues seguramente sea la parte más interesante, aunque a lo largo del post se da a entender.

¿Has pensado ya en quien invertirías un 10% de tu dinero? ¿Qué compañero de trabajo, o de clase te parece que lo puede hacer mejor en la vida? ¿Lo tienes ya? Pues vamos a ver qué dice Buffett.

Como dice Buffett en el vídeo de la charla con estudiantes, hay una noticia buena y una mala. La mala es que no puedes comprar el 10% de las acciones de una persona. La buena es que tienes el 100% de otra, de ti mismo. Por eso, la idea es invertir en uno mismo. Tratar de mejorar las cosas que valoramos como positivas y evitar las negativas. Teniendo el 100% de las acciones de uno mismo, merece la pena el esfuerzo.

Puedes ver el vídeo de la charla con estudiantes (subtitulado en español) y otros grandes vídeos pinchando aquí.

Si te ha gustado este artículo puedes regalarme un click en los iconos de redes sociales de abajo, poner un enlace a este post desde otras webs, o dejar un comentario con tu opinión.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *